¿Eres capaz de evitar el agotamiento profesional en tus empleados? – Blog de Empléate
fade
6062
post-template-default,single,single-post,postid-6062,single-format-standard,eltd-core-1.1.1,flow child-child-ver-1.0.0,flow-ver-1.3.7,,eltd-smooth-page-transitions,ajax,eltd-grid-1480,eltd-blog-installed,page-template-blog-standard,eltd-header-vertical,eltd-sticky-header-on-scroll-up,eltd-default-mobile-header,eltd-sticky-up-mobile-header,eltd-dropdown-default,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive

¿Eres capaz de evitar el agotamiento profesional en tus empleados?

El estrés laboral en las organizaciones se está haciendo cada vez más notorio, ya sea porque las cargas laborales han aumentado a raíz de la pandemia o porque los líderes de empresas no han sabido implementar las medidas necesarias para que sus colaboradores se sientan bien en el lugar donde trabajan (ya sea por salario monetario o emocional).

Cuando se presenta el agotamiento laboral o burnout, como también se le conoce, es porque hay un desequilibrio entre las exigencias negativas a nivel individual y organizacional, lo que en muchas ocasiones hace que un trabajador se sienta desmotivado, con actitudes negativas y pocas ganas de realizar sus labores, porque siente que realmente no es tomado en cuenta por su valor. De esta manera se va perdiendo el compromiso hacia la institución y las ganas de continuar.

¿Qué pueden hacer los líderes para evitar esto?

Uno de los primeros pasos es reconocer que este síndrome de agotamiento profesional puede llegar a convertirse en un verdadero problema, no solo para la empresa sino para el empleado. Es algo que no debe tomarse a la ligera, de hecho, a partir de enero del 2022, entrará en vigor la nueva Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE-11) de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y, con ello, el síndrome del agotamiento profesional, será catalogado como un padecimiento laboral.

Ante esta situación, mencionamos algunas recomendaciones que se pueden implementar en el entorno laboral para evitar que el burnout impacte negativamente en la salud física y en la productividad de los empleados:

Que las horas extra no sean la regla. Sin duda esto es muy importante, ya que, si bien en algunas ocasiones y dependiendo del proyecto que se esté ejecutando, será necesaria la estadía de algunos trabajadores por un tiempo extra del establecido, sin embargo, esto debe ser algo muy puntual y a lo que los trabajadores no deban “acostumbrarse”. Asimismo, si tú como líder decidiste trabajar hasta tarde, evita que esto salpique a tus trabajadores, por ejemplo, no programes correos electrónicos o llamadas en horarios no laborables, de esta manera evitas que los empleados se sientan obligados a contestar o trabajar en su tiempo personal.

Toma en cuenta la calidad no la cantidad. De nada sirve que los empleados estén atiborrados de trabajo si al final el agotamiento les hará fallar y obtener resultados negativos. Lo importante acá es tomar en cuenta la calidad del trabajo realizado, no cuántas horas estuvo en la oficina o conectado desde su casa. Recuerda, uno de los aspectos que mejor contribuye a la productividad, el bienestar y la calidad de vida de las personas en el trabajo es sentirse bien con lo que hacen y que valores su tiempo invertido en alcanzar los objetivos.

Cultiva en los empleados la importancia de descansar. Una de las recomendaciones que mejor ha funcionado en empresas de todo el mundo donde han comprendido la importancia de fomentar que, más allá de cumplir con las tareas y objetivos, reponer energías y los descansos también son necesarios, ya sea al culminar la jornada laboral o entre tareas.

Distribuir las actividades por igual. Es decir, tratar de que exista un balance, ya que, si bien siempre habrá empleados más productivos que otros, estos no deben hacer más tareas que los demás, ya que el resultado no sería otro que el temido agotamiento. Trata de establecer un plan equilibrado de trabajo, donde asignes tareas equitativas con todos los miembros del equipo.

Practica el reconocimiento. Mucho se ha hablado de esto, pero siempre será importante reconocer los logros del otro, de esta manera no solo fomentas el compromiso de los trabajadores con la institución, sino que también los impulsas a ir por más, aumentas su autoestima y mantienes a raya el estrés.

Predica con el ejemplo. Cuando un jefe comprende esto deja de ser jefe para ser un líder, si eso es lo que estás buscando entonces debes poner en práctica lo que predicas dando el ejemplo. De nada sirve exigirles a tus colaboradores que lleguen temprano, si tú no lo haces. Liderar va mucho más allá de mandar o de tener poder sobre el resto del personal, de ahí la importancia de tener un modelo de comportamiento saludable que inspire confianza, motivación hacia el equipo, ser capaz de generar compromiso y fomentar un buen clima laboral.

Por GGBA

Fuente: https://www.actualidadlaboral.com.ve/seccion/detalles/que-puedes-hacer-como-lider-para-evitar-el-burnout-en-tus-empleados-aqui-6-basicos

Greasy BolanosGreasy Bolanos
Greasy Bolanos
No Comments

Deja un comentario