Evitemos la desertificación de la Tierra – Blog de Empléate
fade
4722
post-template-default,single,single-post,postid-4722,single-format-standard,eltd-core-1.1.1,flow child-child-ver-1.0.0,flow-ver-1.3.7,,eltd-smooth-page-transitions,ajax,eltd-grid-1480,eltd-blog-installed,page-template-blog-standard,eltd-header-vertical,eltd-sticky-header-on-scroll-up,eltd-default-mobile-header,eltd-sticky-up-mobile-header,eltd-dropdown-default,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive

Evitemos la desertificación de la Tierra

Hoy se celebra a nivel mundial el Día contra la desertificación y la sequía, pero, ¿sabes a qué se debe esto? Desde hace algunas décadas nuestro planeta está atravesando por un desgaste y desertificación que ha ocasionado la degradación de la tierra, sobre todo en las zonas áridas, semiáridas y subhúmedas secas, como consecuencia de la actividad humana y los cambios climáticos.

Según información compartida por las Naciones Unidas, este escenario no contempla el avance de los desiertos existentes, ya que la desertificación básicamente resulta de la vulnerabilidad de los ecosistemas en zonas secas, que en la actualidad cubren un tercio de la superficie del planeta, a la sobreexplotación y el uso inadecuado de la tierra. Hay factores como la pobreza, la deforestación, los cambios políticos, el pastoreo excesivo y malas prácticas de riego que afectan de manera negativa a la productividad del suelo.

En vista de esta situación, en el año 1994, se tomó la iniciativa de celebrar este día como una manera de combatir la desertificación y la sequía a través de estrategias y campañas de concienciación diseñadas para ofrecer una oportunidad única para recordar que sí es posible disminuir al máximo el deterioro y degradación de las tierras a través de propuestas y soluciones efectivas, donde no solo participen organismos ambientales y del Estado, sino también las comunidades.

Una de las premisas de este año se basa en “construir el futuro juntos” y destaca los progresos globales en materia de gestión sostenible del suelo que se han alcanzado hasta ahora. Las Naciones Unidas señalan que de cara a 2025, 1800 millones de personas vivirán una escasez absoluta de agua al punto que dos tercios de la población mundial no dispondrán de suficientes recursos hídricos. Para 2045 un estimado de 135 millones de personas en todo el mundo podrán haber quedado desplazadas como consecuencia de la desertificación

Frenar la degradación de los suelos mediante la rehabilitación de tierras, la expansión de terrenos gestionados sosteniblemente y el incremento de iniciativas de reparación de terrenos es uno de los retos, así como reducir la pobreza global, mejorar la seguridad alimentaria y del agua, y hacer grandes progresos en la mitigación y adaptación al cambio climático.

Por GGBA

Fuente: https://www.un.org/es/events/desertificationday/

Administrador de ContenidoAdministrador de Contenido
Administrador de Contenido
No Comments

Deja un comentario