No es un secreto que desde hace muchos años las personas han venido hablando de la importancia de cuidar el planeta para las generaciones que están por venir. Sin embargo, los años han pasado y esas nuevas generaciones crecieron, al tiempo que se han dado cuenta que el mundo, en lugar de cambiar de una manera positiva, podría decirse que ha empeorado, generándoles esa inquietud de qué pasará y qué podrían hacer ellos para tratar de revertir el daño ambiental. 

En vista de esto, son muchos los empresarios y emprendedores que en la actualidad se están encargando de proponer y crear nuevas alternativas que permitan cambiarle la cara a la realidad actual. Esta es una tendencia que va creciendo, sobre todo en las personas jóvenes, y que promete haber llegado para quedarse, ya que muchas de las propuestas que salen a la luz están enfocadas en captar el interés por las políticas de sostenibilidad de los empleados y empleadores.

Según algunos estudios que se han llevado a cabo, como por ejemplo el de Preferencias del Candidato del año 2017, en España, señala que una de las primeras características que buscan quienes desean obtener o cambiar de empleo, es la imagen de marca de la empresa y el compromiso que esta tenga con la huella que deja en el ambiente, esto junto al salario, el ambiente de trabajo y la capacidad de llegar a acuerdos con los directivos.    

Además, con el paso de los años, la Responsabilidad Social Corporativa se ha transformado en una especie de herramienta para seducir a los candidatos, al tiempo que ha ido dando grandes pasos con el objetivo de crear conciencia sobre la necesidad de impulsar el “valor compartido”, es decir, que tanto empresarios como empleados pongan su granito de arena para generar beneficios que, en lugar de destruir, rescaten al planeta.

Generar una conciencia ecológica planetaria es la meta, eso que quizás han escuchado hablar sobre el “marketing verde”. Las empresas lo saben y lo están poniendo cada vez más en práctica como una manera de reforzar la cara ambiental de la compañía, de un manera real y cercana.      

Por su parte, y aunque no resulta una tarea fácil, ya que aún existen muchos empresarios que solo tienen en mente los beneficios que pueden obtener sin pensar en los límites del planeta, las iniciativas Horizonte 2020 de la Comisión Europea y los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU, buscan convencer a los profesores para que incluyan esta materia en sus asignaturas. En la actualidad los emprendedores y las pymes son quienes tienen la capacidad de alcanzar los objetivos de desarrollo sostenible.

 

Por. GGBA

Fuente: El País/ Actualidad

l

 

 


Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: