Si bien es cierto que el día a día puede llegar a causarnos estrés, ya sea por la cantidad de cosas que tenemos que hacer o por el estrés del tráfico y las personas en la calle, también es cierto que será nuestra responsabilidad permitir que esas cosas nos afecten de manera negativa o, por el contrario, nos impulsen a ser cada vez mejores. La mentalidad que decidamos asumir será la clave.

Las personas exitosas no están exentas de pasar por cualquier tipo de estas situaciones dolorosas o difíciles, sin embargo, la mentalidad y los pensamientos que albergan en su mente son los que los hacen sobresalir sobre los demás al ser capaces de atravesarlas con buen pie y salir victoriosos. En este sentido, si lo que buscas es lograr resultados distintos en tu vida, es el momento de hacer algo diferente. A continuación, te dejamos algunas palabras que cargarán tu mente y que te permitirán alcanzar tus objetivos.

Tus pensamientos son tuyos. Cada pensamiento que nace en tu mente es tu responsabilidad y por ello tienes la decisión de transformarlos, ya que cuando enfrentas un momento de dificultad en tu vida puedes tratar de mirar los aspectos positivos y dejar de enfocarte en lo que salió mal. Al final lo importante es afrontar la realidad desde otra perspectiva y aprovechar el acontecimiento para replantearte las posibles soluciones. Verás que cada vez te harás más fuerte.

Errar es de humanos. En la actualidad es común que las personas tiendan a pensar que no se pueden cometer errores, sin embargo, es bueno recordar que no somos máquinas. Llegar lejos y ser exitosos tiene su costo y si bien la idea no es pensar que hay que sufrir para alcanzar los objetivos, la realidad es que todo requiere un esfuerzo y solo al cometer errores nos damos cuenta de qué debemos aprender, qué debemos modificar y qué podemos mejorar.

No dudes en hacer las preguntas pertinentes. No siempre el más inteligente es aquel que tiene una respuesta para todo. Lo importante acá es saber que las personas exitosas en parte han llegado a donde porque han aprendido de las preguntas difíciles que les han hecho quienes se han atrevido y esto les hace cuestionarse en dónde están y hacia dónde quieren ir.

Aprende todo lo que puedas. Hay muchos factores que influyen en el éxito de una persona, sin embargo, algo que no puede quedar de lado es el aprendizaje, el cual no debe limitarse a los primeros años de vida o cuando se culmina la universidad. Va más allá y mientras más cosas puedas aprender, sobre todo de los momentos difíciles, mucho mejor. Pregúntate todos los días qué puedes aprender de lo que estás viviendo; puede ser una metodología de trabajo, una estrategia de ventas, a cómo tratar a otras personas.

 

Por GGBA

Fuente: https://www.entrepreneur.com/article/280290

 

 


Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: