Una de las preguntas que nos hacemos con frecuencia cuando se nos cruza por la mente el espíritu del emprendimiento es ¿qué debo hacer para tener éxito? No hay una frase clave que responda a esta inquietud, sin embargo, hay factores que pueden ayudarnos y que sirven de antesala para conquistar los objetivos que nos hemos propuesto.

Algunos expertos recomiendan que para poder salir adelante y alcanzar lo que se quiere en el mundo de los negocios, es importante tratar de tomar la actitud de un perdedor, ya que cuando sentimos que lo hemos intentado todo y nada se nos ha dado es cuando realmente surgen los pensamientos que dan paso a la innovación y la evolución.

Por lo general cuando fallamos y caemos en el intento de lograr un proyecto es necesario darnos cuenta de lo que hicimos mal para poder corregirlo e idear una nueva estrategia. De esta manera es más probable acercarnos al resultado que buscamos. De igual manera ocurre con los startups y los negocios ya establecidos, es necesario manejarse a través del ensayo y error y tener la capacidad de aceptar los fracasos para poder avanzar en nuevos campos con estrategias novedosas.

Para sacar lo mejor de esta experiencia se recomienda lo siguiente:

Centra tu ego. Al tener presente que las fallas forman parte del aprendizaje, más son las probabilidades de salir airoso de un momento difícil. Esto hará que te centres, veas los errores como oportunidades y tengas una visión menos pesimista de la vida.

Recupérate pronto. Es de humanos equivocarse, pero mientras más rápido se asuma más pronto se podrá avanzar en el proyecto y alcanzar la innovación. Atrévete a experimentar tanto como puedas, así aprenderás mucho.

Nuestras fallas no reflejan lo que somos. Ten en cuenta que, si bien podemos fallar, eso no refleja la esencia de lo que somos o lo que representa nuestro negocio. Más allá de los errores que se puedan cometer lo importante es saber quiénes somos y lo que nos define. No te dejes llevar por las opiniones de los demás o lo que puedan pensar en un momento determinado. Aprende a desligarte de tu producto para que tengas la habilidad de ver el error sin que te afecte de más.

El fracaso no es eterno. Nos equivocamos y hay que asumirlo, es normal que una vez superado vuelva a pasar, pero eso no es negativo, son obstáculos que toca superar. Ser un perdedor por un momento en tu vida te dará las herramientas necesarias para que tu siguiente caída sea menos dolorosa.

Por GGBA

Fuente: https://www.entrepreneur.com/article/323727

 


Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: